Con

#gestiona #ahorra #simplifica

Somos tugesto, un equipo de profesionales especializados en diferentes áreas: jurídica, laboral, fiscal, ingeniería informática y nuevas tecnologías. Estés donde estés y desde cualquier dispositivo… Para ti, tugesto

Cómo calcular el IVA y el IRPF en tu factura de autónomo

¿Cómo calcular el IVA y el IRPF en tu factura de autónomo? Durante los primeros cuatro meses de 2018 en España se han contabilizado 42.176 nuevas altas en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). Solo en abril 16.453 personas se subieron al tren de vida de los autónomos, lleno de interminables trámites y complejas gestiones que traerán a su día a día algunos dolores de cabeza pero, sobre todo, muchos nuevos conocimientos sobre contabilidad, fiscalidad, asuntos labores, etc. Y entre algunas de las primeras preguntas que los nuevos autónomos se hacen está la de: ¿Cómo se hace una factura? ¿Tengo que incluir IVA? ¿Qué tipo de IVA? ¿Y qué pasa con el IRPF? ¿A quién se lo aplico? Si este es tu caso, no te preocupes, te explicamos desde tugesto (despacho de abogados y asesores online pioneros en España) cómo calcular el IVA y el IRPF en tu factura de autónomo rápidamente.

¿Cuándo aplicamos el IRPF y el IVA?

Hay tres tipos de IVA, el más común (IVA general) corresponde al 21%, el IVA reducido del 10 % (se aplican a bienes y servicios que se consideran de uso general como alimentos elaborados, transporte, productos sanitarios), y el súper reducido del 4% para los productos de primera necesidad (pan, leche, libros, periódicos, huevos, fruta, verdura, hortaliza, cereales, quesos…).

Como dato de interés también te destacamos que en las Islas Canarias el IVA no se aplica, sino un Impuesto General Indirecto Canario que va desde el 7 al 4%. Esta es una de las razones por las que las islas españolas se consideran un ‘paraíso fiscal’ europeo. En otro post te hablamos también de las ventajas de abrir un negocio en las Islas Canarias.

El IRPF, por su parte se aplica cuando estás vendiendo bienes o servicios tanto a una persona jurídica (empresa), como a un particular, aunque a este último en ocasiones no se le envía factura sino factura simplificada (ticket).

Hay distintos tipos de IRPF según dónde lo estemos aplicando y quién lo aplique. Así, los autónomos dados de alta en actividades empresariales, es decir, que se incluyen dentro de la sección primera del Impuesto de Actividades Económicas (IAE), no tienen que aplicar retenciones en su factura en general, salvo algunos casos de alquiler de locales o cesión de derechos de imagen, por ejemplo.

Sí tienen que aplicar el IRPF en las facturas de forma generalizada los profesionales autónomos. Estos son, los que están dentro de la segunda y tercera sección del IAE, que engloban actividades profesionales y artísticas. Estos autónomos deberán aplicar una retención de carácter general del 15% (el 7% si eres nuevo autónomo, durante los tres primeros años posteriores al alta, si en el año anterior no se han realizado actividades profesionales).

Por su parte, los autónomos que realizan su actividad en el área agrícola, forestal o ganadera, aplican otros tipos de IRPF.

Calcular el IVA y el IRPF

Para crear una factura debemos tener claros tres conceptos: la base imponible, el IVA y el IRPF. Así, en primer lugar tenemos la base imponible, que será igual a los ingresos brutos (sobre los que no se han grabado ni intereses ni impuestos ni retenciones) que debes percibir.

Aplicar el IVA

A esta base imponible hay que añadirle primero el IVA, que más tarde declararás en Hacienda. En cada factura pagas a la Agencia Tributaria los impuestos por tus ingresos, pero más tarde la administración te devuelve (o no) los impuestos de tus gastos. Piensa que el IVA de la factura que emitamos a una empresa como autónomos lo estará pagando el cliente, por lo que después serás tú quien lo ingrese en Hacienda.

Así, dependiendo del tipo de bien o servicio que estés facturando deberás aplicar el IVA del 21, el 10 o el 4%Para calcular el importe total del impuesto, multiplica el porcentaje por la base imponible. Te ponemos un ejemplo:

Imagina que compras una mesa por un valor de 200 euros, con el 21% de IVA incluido. Lo que quiere decir que 200 euros corresponde al 121%, para obtener la base imponible (el 100% del importe), multiplica 100% x 200 y divídelo entre el 121%:

 (200 x100%) / 121% = base imponible (165,29€)

Por otra parte, se podría hacer una factura de 200 euros por esta mesa, con el 21% de IVA no incluido (por lo tanto, 200 es la base imponible). En este caso, para sacar el IVA solo tendrás que multiplicar la base imponible por el porcentaje:

200×21%= total de IVA (42€)

Aplicar el IRPF

Al igual que el IVA el IRPF se calcula a partir de la base imponible, aplicando los distintos porcentajes (15% en general, 7% para nuevos autónomos).

Pongamos un ejemplo. Imagina que eres un fotógrafo que realiza una serie de trabajos para una empresa. El precio de tu trabajo es de 300 euros sin IVA (hay que sumarle el 21%), y sin restar el 15% de IRPF. Por lo tanto, a estos 300 euros de base imponible hay que sumarle el porcentaje de impuestosy restarle el IRPF:

300 + (300×0,21) – (300×0,15) = importe total de la factura (318 euros)

En el supuesto de que la base del IVA y la del IRPF no sean la misma, deberás hacerlo en tres pasos. Primero, calcula la cuota del IVA (base imponible x %IVA). A continuación, calcula la cuota de IRPF (base imponible x %IRPF). Por último calcula el resultado final de tu factura sumando a la base la cuota del IVA y restándole la cuota de retención.

Con tugesto no tendrás que estar echando mano de calculadoras para calcular el IVA y el IRPF en tu factura de autónomo. Nuestro programa de facturación online te permite crear facturas y presupuestos rápidamente para enviarlos a tus clientes.

contabilidad-fiscal-tugesto

facturasfacturas autonomoIRPFirpf autonomoivaiva autonomo

tugesto • 18 junio, 2018


Post Anterior

Siguiente Post

Deja un comentario

Tu Email no será visible / Los campos requeridos están marcados con *